El rey Momo

Ya estamos en plena vorágine carnavalera, esa fiesta pagana que desde tiempos inmemoriales ha servido a la plebe para burlarse, aunque solamente sea por unos días, de nobles y obispos, de ministros y embajadores. Aunque en la era moderna se ha convertido en una fiesta más, hace siglos se elegía un rey del carnaval, que se convertía así en una figura clave durante el Carnaval. Y este rey del Carnaval podía burlarse impunemente, durante su breve reinado, de los gobernantes y criticar las leyes que promulgaban.
Es una pena que se haya perdido esta tradición, aún arraigada en otros países y con otros matices. En España ya tenemos rey durante el resto del año, un rey de esos que reinan, pero que no gobiernan, un rey que permite que sus súbditos se crean ciudadanos. Y este rey se ha dado cuenta de que el tema de la crisis va mal, de que se le cae el chiringuito que le había permitido disfrutar de una plácida existencia.
España se ha convertido en el hazmerreír de Europa y eso le ha debido doler a nuestro rey, ya que le impide pavonarse con el mentón bien alto por las cortes y cumbres mundiales. Y como es consciente de que entre un gobierno inoperante y una oposición solamente ansiosa por gobernar, ha decidido echar un capote al país buscando un pacto de Estado que evite que el descalabro nacional vaya a más. ¿Está el rey capacitado legalmente para ejercer esta función mediadora? Hay quien dice que si y quien dice que no, pero la realidad es que la está realizando.
En momentos como el que estamos viviendo, nos haría falta un rey Momo. Un rey Momo, no impuesto por gracia divina ni por el dedo de un iluminado dictadorzuelo. Sería un rey Momo surgido de entre los ciudadanos y elegido por estos, que defendiese los intereses de los mismos en momentos críticos como el actual y que procure evitar que los intereses de unos pocos puedan poner con la soga al cuello a la mayoría de sus súbditos. Pero como el reinado del rey Momo se limita a la época del Carnaval, ¿no sería mejor elegir a un Presidente de la República?

About José Luis Salgado Airas

Mi nombre es José Luis Salgado y vivo en Vitoria-Gasteiz. Soy periodista y trabajo en comunicación online como freelance.
This entry was posted in España, General and tagged , , . Bookmark the permalink.

6 Responses to El rey Momo

  1. faidit says:

    Lee y comenta: El rey Momo http://bit.ly/bOXGnL

    This comment was originally posted on Twitter

  2. BlogsGorriak says:

    El rey Momo: Ya estamos en plena vorágine carnavalera, esa fiesta pagana que desde tiempos inmemoriales ha servido… http://bit.ly/9mgGpu

    This comment was originally posted on Twitter

  3. yellowminds says:

    Lo último: El rey Momo http://bit.ly/9mgGpu http://yellowmind.es

    This comment was originally posted on Twitter

  4. Kir says:

    No sé si la solución está, únicamente, en elegir a un presidente de la República. Además, fijo que entonces necesitariamos un “presidente Momo”, para ponerle los pies en la tierra, pues el poder, más tarde que nunca, corrompe.

    😉 Saludos

  5. José Luis Salgado Airas says:

    Nunca hay una solución mágica, pero si los ciudadanos pudiésemos (y quisiésemos) controlar más todos los resortes del Estado, quizás sería más difícil que llegásemos a estos extremos.

  6. Justo matizar el comentario del día 13: Los ciudadanos podemos, pero no lo hacemos (el controlar los resortes del Estado) y preferimos … ignorar/dejar. Sería una alienación, en el sentido de Marx y Hegel, con un matiz postmoderno.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *