Libertad para los Arctic 30 ¡YA!

Ya ha pasado más de un mes desde que las autoridades rusas asaltasen violentamente el barco de Greenpeace “Arctic Sunrise” en aguas internacionales y arrestasen a los activistas que forman su tripulación, acusándoles nada menos que de piratería. Desde ese día, los activistas permanecen en prisión a pesar de las reiteradas peticiones para que Rusia los ponga en libertad, ya que su detención fue claramente ilegal. Lo único que hacían los activistas cuando fueron asaltados era protestar frente a una plataforma petrolífera de la compañía Gazprom.

El Ártico es uno de los ecosistemas más afectados por el cambio climático que hemos provocado con nuestras emisiones a la atmósfera. Los datos son reveladores: según el informe de este mismo año del IPCC, el hielo del océano Ártico se ha derretido entre un 9% y 11% por década desde 1979. Si a esto le sumamos el deshielo de la capa de hielo de Groenlandia, las consecuencias pueden ser imprevistas, ya que incluso pueden afectar a la Corriente del Golfo, que nos permite disfrutar de un clima templado en Europa.

Pero la amenaza al Ártico se incrementa debido a las intenciones de empresas como Gazprom de explotar el petróleo presente en esta zona. La paulatina escasez y la dificultad cada vez mayor de producir petróleo en pozos convencionales está llevando a que se busque cada vez más en zonas polares y de aguas profundas, prolongando de forma absurda nuestra dependencia de  los combustibles fósiles, en una espiral que no hace sino agravar un problema que ya estamos afrontando y que sufriran las generaciones futuras durante siglos.

Por estas razones, creo que la lucha de estos activistas de Greenpeace hoy privados de libertad es justa y por eso pido su puesta en libertad inmediata. No se pueden cerrar bocas de esa manera. La realidad es la que es y los datos están ahí. La protesta pacífica no se puede acallar con la violencia y con la privación de libertad.

About José Luis Salgado Airas

Mi nombre es José Luis Salgado y vivo en Vitoria-Gasteiz. Soy periodista y trabajo en comunicación online como freelance.
This entry was posted in derechos humanos, Medio Ambiente, mundo and tagged , , , . Bookmark the permalink.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *